Patrimonio Industrial en el arte

A partir del siglo XIX los artistas utilizaron la revolución industrial, las máquinas y las fábricas como tema artístico. Dos siglos después, muchas de esas fábricas siguen siendo objeto de inspiración, aunque ha cambiado por completo su significado.

Del pincel a la cámara fotográfica, de la velocidad a la quietud, del acogimiento al abandono, de la vida a la muerte.

Las fábricas siguen representando el sistema económico que surgió a partir de la revolución industrial y el patrimonio que se deriva de ellas encarna la herencia cultural que su sistema productivo nos ha dejado. Los estudios de hoy día revelan que el Patrimonio Industrial se está utilizando en las últimas décadas como un recurso cultural y turístico, impensable hace tan solo unas décadas, donde las fábricas nada tenían que ver con la estética o el tiempo libre. Surgen así incluso las rutas de Patrimonio Industrial Europeo o European Route of Industrial Heritage.

En el siglo XIX los artistas reflejaron en sus obras la fascinación por la maquinaria, el reflejo de las fábricas y la revolución industrial. No solamente en la pintura, también en otros sectores que comenzaron a nacer, como es el cine. Los hermanos Lumière tomaban la salida de los obreros de una fábrica como una de sus primeras tomas, pasando a la historia como una de las primeras películas del cine (1895).

Es por ello que tampoco puede pasar desapercibido para los artistas de este siglo, que ávidos reflejan todo aquello que existe a nuestro alrededor y lo convierten en trascendencia artística. Su mirada se va a centrar en otros aspectos menos documentales -que los hermanos Lumière- evocando una poética en el hormigón o en la ruina moderna.

Un breve repaso a algunos artistas que hoy día captan ese patrimonio, en muchas ocasiones ruinoso, que aboga por reforzar una memoria colectiva presente.

Un representante de esta ola de artistas que utilizan el patrimonio industrial como objeto artístico es Jose María Mellado (1966), fotógrafo español y autor de libros de retoque y fotografía digital, capta con su cámara y transforma entornos creados por la mano del hombre, a veces paisajes vivos y otras veces ruinas que asemejan a las ruinas arqueológicas siglos atrás: “El vacío de la huella humana” en muchos casos y la búsqueda de la belleza en aquello que nuestros ojos decidieron que no era bello, encontrando vida en lo que parecía frío y distante.

josemariamelladofoto1

José María Mellado

¿Qué pasa cuando el concepto de belleza deja de estar ligado solamente a la naturaleza y comienza a encontrarse en la industria, en la intervención del hombre sin inspiración divina?. El concepto de Patrimonio de ser concebido por criterios puramente estéticos (lo “bello”) ha pasado a englobar todo aquello que sirve de testimonio de una época y puede ser objeto de estudio para comprender el pasado y reforzar la memoria colectiva (Carlos J. Pardo Abad. 2004. p. 9).

De los paisajes encontrados a los paisajes construidos

El primer paisaje que existe en la Historia de la Fotografía se remonta a 1826, donde Nicéphore Niepce captó una vista urbana desde la ventana de Gras, comenzando así la documentación de un desarrollo social que desembocaría en los paisajes de la industrialización que según el Instituto del Patrimonio Histórico Español son “aquellos territorios que, conformados a lo largo del tiempo como consecuencia del desarrollo de actividades industriales o en relación con ellas, conservan elementos y rasgos suficientes para ilustrar las aportaciones de aquel proceso histórico”.

Pero no solamente se fotografían territorios para reflejar la sociedad industrial, también se convierten en objetos artísticos rincones, escaleras, piezas en desuso. Elementos del patrimonio industrial descontextualizados y que ya perdieron su función inicial. Ejemplifica este campo el artista multidisciplinar Nicolás Combarro (1979). Su trabajo se centra en el proceso de transformación del espacio construido, haciendo una reflexión personal sobre estos elementos y reinterpretándolos.

NicolasCOMBARRO-Arquitectura-Oculta-I-2012

Nicolás Combarro – Arquitectura Oculta

El primer gran cierre de fábricas tuvo lugar después del crack del 1929. Posteriormente con la crisis de los 90 otra oleada de fábricas cerraron sus puertas y en los últimos años la crisis económica ha terminado por convertir en ciudades fantasmas a símbolos industriales como Detroit, en Estados Unidos, dejando como consecuencia una huella de vida en toda la ciudad.

No es de extrañar por tanto que artistas profesionales y amateurs encuentren en el patrimonio industrial la inspiración para crear, pues cada vez son más los que descubren en estos edificios ruinosos el concepto de ruinas que desde el siglo XVIII evocaron en las mentes de nuestros ancestros un retorno al origen de la creación humana. Pero estas ruinas no necesitan siglos de desgaste para ser testimonio de la añoranza del tiempo que pasa, albergando en su propia naturaleza práctica una especial belleza. Nos lo muestra Ian Ference quien se denomina a sí mismo como “fotógrafo de ruinas modernas” y efectivamente convierte esas ruinas en el tema principal de su fotografía creando espacios pertubadores y fantasmagóricos, acercándonos al aspecto más trascendente de lo que nació como mera practicidad.

ianferencephoto

Y es que la industria, ya sea por el continuo movimiento de su interior, por la vida que se desarrolla a su alrededor o por justamente lo contrario, la quietud y las ruinas cuando ha sido abandonada, es un elemento que no puede pasar desapercibido para nuestros ojos. El patrimonio industrial no solamente cuenta nuestra historia e interacciona con su recuerdo vivo en nuestras mentes, sino que también es objeto de creación artística y fuente de creatividad.

Tendremos volver a mirar.

Beatriz CBG

*Artículo remasterizado – Originalmente creado para la Fundación Iberoamericana de las Industrias Culturales y Creativasfibicc – “La industria de lo bello”.

Advertisements

Leave a Reply

Fill in your details below or click an icon to log in:

WordPress.com Logo

You are commenting using your WordPress.com account. Log Out / Change )

Twitter picture

You are commenting using your Twitter account. Log Out / Change )

Facebook photo

You are commenting using your Facebook account. Log Out / Change )

Google+ photo

You are commenting using your Google+ account. Log Out / Change )

Connecting to %s